Cantando Bajo la Lluvia destaca por muchos nombres claves en la historia del musical pero, hay alguien que, junto a Gene Kelly, lleva todo el peso de la historia y no es otra que Jean Hagen, la maravillosamente odiosa Lina Lamont.

Por esos «delitos» que nunca se acaban de entender perpetrados por la Academia de las Artes y Ciencias de Hollywood, Cantando Bajo la Lluvia fue totalmente olvidada no sólo del reparto de premios, sino también de las nominaciones, tuvo sólo dos pero una de ellas indiscutible, Jean Hagen a la Mejor Actriz Secundaria (la otra nominación fue a la Adaptación Musical). Como siempre, los académicos, que parece mentira pertenezcan al mismo gremio que los nominados a los que votan, menospreciaron a la comedia frente al drama y el premio fue para Gloria Grahame en su papel en Cautivos del Mal, dejando sin premio a una de las mejores actuaciones de la historia del cine.

Jean Hagen iba para estrella de las grandes desde el principio. Debutó en otra obra maestra del cine, en este caso una comedia de George Cukor, La Costilla de Adán, donde interpretaba a la amante con la que Tom Ewell engañaba a su esposa, la estupenda Judy Holiday. En La Costilla de Adán podemos decir que también debutó Lina Lamont, ya que la voz del personaje de Jean Hagen es la misma que usará posteriormente en el personaje de la estrella del cine mudo.

 

Al año siguiente cambió totalmente de registro y ya como protagonista en otra obra maestra, ahora del cine negro La Jungla de Asfalto de John Huston. Aquí sí usó su auténtica voz y su personaje de Doll Conovan le dio estupendas críticas.

 

Lina Lamont es la auténtica roba-escenas de Cantando bajo la lluvia.

Y tras volver a los papeles secundarios en tres películas olvidables le llega el personaje que la hará eterna: Lina Lamont, la estrella del cine mudo con una voz horrible y poco en la mollera. Que Jean Hagen fuera Lina Lamont se lo debemos a Gene Kelly que además contó con el apoyo de los guionistas Betty Comden y Adolph Green ya que Stanley Donen no tenía muy claro que fuera la actriz apropiada para el papel. Pero Jean les dio la razón a los que le apoyaron. Lina Lamont es la auténtica roba-escenas de la película, además lo hace con total naturalidad, al contrario de Donald O´Connor que, comparado con ella, se le ve forzado a la hora de asumir ese papel de rematador de las mejores frases.

En una vuelta de tuerca al argumento de Cantando Bajo la Lluvia en lo que se llama el cine dentro del cine, en el rodaje del film Jean Hagen hizo lo que el personaje de Debbie Reynolds hacía en la película: La propia Jean Hagen es la que dobla a Kathy Selden (Debbie Reynolds) doblando a Lina Lamont (Jean Hagen).

(En la canción “Would You” a Debbie Reynolds además la dobla Betty Noyes).

Lo que se prometía como una gran carrera en el cine se truncó cuando, desgraciadamente para todos nosotros, la MGM no supo qué hacer con Jean Hagen y ésta se marchó a la televisión donde en la serie Make Room for Daddy interpretaba a la primera esposa de Danny Thomas volviendo a mostrar lo buena actriz que era ya que en sus tres años en la serie recibió tres nominaciones a los Emmy por su trabajo. Después apareció como actriz invitada en varias series de televisión y papeles secundarios en el cine pero su carrera nunca retomó el éxito que tan sólo unos pocos años antes tuvo.

Desafortunadamente, Jean Hagen comenzó a tener problemas de salud que prácticamente la mantuvo recluida en casa y, por último se la vio en pequeños papeles en series populares de los 70 como Starsky & Hutch o Las Calles de San Francisco para morir al año siguiente, 1977, de cáncer de garganta cuando tan sólo contaba 54 años.

Jean Hagen era una gran actriz que tuvo mala suerte pero gracias a su personaje de Lina Lamont, nunca será olvidada.