Moviecrazy - Critica El Pirata - The Pirate Moviecrazy - Critica El Pirata - The Pirate

Críticas

Be a Pirate: The Pirate — Una crítica de Ana Torres-Álvarez

Rodada con gran ritmo, desde luego es una película adelantada a su tiempo. Judy Garland y Gene Kelly están muchísimo mejor que en su primera aventura juntos, “For Me and My Gal”. Gene Kelly ya era una estrella y Judy Garland una leyenda.

Ana

Publicado

No hay una razón que explique por qué “El Pirata” (The Pirate) no fue un éxito en su época pero ha ocurrido tantas otras veces, por enumerar un par de ellas, ni “Citizen Kane” ni “Bringin’ Up Baby” fueron un éxito de taquilla en su época y hoy son dos, sin lugar a dudas, clásicos del cine. En España, para no ser menos, se estrenó en los años 70. La película está dirigida por Vincente Minnelli, el guión es una adaptación para la pantalla escrita por Frances Goodrich y Albert Hackett de la obra de teatro de S.N. Behrman. Los intérpretes son Gene Kelly, Judy Garland, Walter Slezak, Gladys Cooper y George Zucco. La banda sonora de Lennie Hayton, las canciones de Cole Porter y la fotografía en glorioso Technicolor es de Harry Stradling Sr.

El efecto de que la película parezca una especie de opereta está hecho de forma deliberada pero musicalmente “El Pirata” es una delicia de principio a fin.

Rodada con gran ritmo, desde luego es una película adelantada a su tiempo. Judy Garland y Gene Kelly están muchísimo mejor que en su primera aventura juntos, “For Me and My Gal”, Gene Kelly ya era una estrella y, Judy Garland una leyenda. Kelly muestra en esta película y en el remake de “Los Tres Mosqueteros”, ambas del mismo año, que no tenía nada que envidiar a los espadachines oficiales del cine Fairbanks, Ronald Colman y Errol Flynn. Judy Garland no se queda atrás. Manuela le ofrece la oportunidad de ampliar su rango hacia una dirección en la que, desgraciadamente, no volverá a repetir y si, como se comenta, durante el rodaje estuvo enferma, no se le nota porque su personaje está lleno de energía y humor. Gladys Cooper es fría y calculadora como tía Inés, Walter Slezak un villano memorable y George Zucco, estrella del cine de terror, un maquiavélico gobernador.

El Pirata - Vincente Minnelli, Judy Garland, Liza Minnelli

Vincente Minnelli, Liza y Judy Garland en el set de ‘The Pirate’

Judy Garland es Manuela, una dama del siglo XIX que vive en el Caribe cuyo único escape a su aburrida vida es fantasear sobre el famoso pirata Macoco. Manuela está a punto de casarse con Don Pedro Vargas (Walter Slezak), el poderoso terrateniente de la ciudad pero primero tendrá la oportunidad de visitar Calvados donde se topará con Serafín (Gene Kelly), un cómico de la legua. Tras ser prácticamente acosada por Serafín, Manuela, de todos modos, decide casarse con el mucho más viejo, gordo y feo Don Pedro, aunque, cuando en una sesión de hipnosis, confiesa ante Serafín que de quién está enamorada es de Macoco, éste decide ir a donde vive Manuela haciéndose pasar por el pirata cuando, de hecho, éste no es otro que su aburrido prometido, Don Pedro, que se ha retirado de la piratería para poder escalar socialmente. Estamos ante una comedía de enredo con mucha acción, diálogos muy divertidos a la que se le añade números musicales magníficos.

El efecto de que la película parezca una especie de opereta está hecho de forma deliberada pero musicalmente “El Pirata” es una delicia de principio a fin. Como he dicho anteriormente, las canciones son de Cole Porter que, tras “El Pirata”, tendrá en Broadway uno de sus mayores éxitos con “Kiss Me Kate” cuyas canciones, sin duda, están inspiradas en la de este film. La coreografía es de Robert Alton y, Gene Kelly.

En “Niña” la cámara sigue a Gene Kelly por todo Calvados, desde las calles a los tejados de la ciudad en sólo dos o tres planos secuencia mientras Gene canta la deliciosa melodía de Porter y va seduciendo a cada mujer con la que se encuentra, el número culmina con pasos flamenco y un vertiginoso final.

Moviecrazy - Cartel original - El pirata

Cartel original de la película

Según una biografía de Cole Porter, fue Gene Kelly quien le pidió que escribiera un tema referente a los payasos para Judy y para él. La respuesta de Cole Porter fue” Be a Clown” que resultó ser el tema de más éxito de la película. Aparece en dos versiones, al final del film interpretado por Judy Garland y Gene Kelly vestidos de payasos y hacienda todo tipo de bromas y trucos y, un poco antes, en un número acrobático de baile con Gene Kelly y los Nicholas Brothers que, desgraciadamente, fue cortado en algunos estados del sur por razones racistas ya que no estaba bien visto ver a un bailarín blanco bailando con unos bailarines negros. “Be a Clown” también inspiró otro tema, el “Make ‘em Laugh” de “Singin’ in the Rain”, un auténtico plagio del que el caballeroso Porter nunca se quejó.

La película, en su modernismo, trata también el tema de la liberación femenina.

Judy Garland interpreta en el film dos baladas en su hermoso estilo de siempre, “Love of my Life” y “You Can Do No Wrong”. Pero también destaca en el número lleno de fuerza cuando, hipnotizada, proclama su amor por Macoco, “Mack The Black”.

Vincente Minnelli en esta época era ya un director establecido de musicales. Tenía su estilo de dar carácter y dinamismo a cada número, haciendo que la cámara y los colores formen parte de la coreografía y un ejemplo de ello es “The Pirate Ballet”, un número que sirve de la misma función que otras secuencias de ensoñación que se ven en las películas de Minnelli: expresar una transición psicológica del protagonista al mismo tiempo que expresa un deseo (en este caso en Manuela fluctúa la atracción por Serafín por cómo es él, y por lo que representa cuando cree que se trata de Macoco).

Se trata, en definitiva de uno de los mejores musicales que muestra el talento de dos enormes estrellas, un gran director y un genio de la composición. Y tenemos una historia que, por sí sola, provee elementos de comedia de situación, la mezcla de fantasía y realidad donde, es en el escenario, irónicamente el lugar que se suele desarrollar la ficción, donde aflora la verdad. Y, en su modernismo, trata también el tema de la liberación femenina: Manuela no ha encontrado la prometida y tranquila vida doméstica que se le había planeado para ella, ni la fantasía de ser secuestrada por un pirata (en ambos casos se trata de situaciones “machistas”), sino que encuentra un amor que la respeta y una forma de vida que le lleva a expresar y explorar sus emociones.

5 / 5 MOVIECRAZY
{{ reviewsOverall }} / 5 Lectores (1 voto)
Dirección
Guión
Actores
Vuestras puntuaciones Entra y puntúa
Ordenar:

Sé el primero en puntuar.

User Avatar User Avatar
Verified
/ 5

Ver todas las puntuaciones
{{ pageNumber+1 }}
3 Comentarios

3
Escribe tu comentario

avatar
3 Hilos en los comentarios
0 Comentarios respondidos
0 Seguidores
 
Comentario viral
Hilo más comentado
newest oldest most voted
Mr. Marshall
Invitado
Mr. Marshall

Habra que verla de kelly solo he visto las tipicas, a ver si la encuentro por ahi

Kaya
Miembr@

Creo haberla visto hace muuuhcos años y hay que poner remedio ya mismo!!!!!!!

El Gran Leblogski
Admin

Gran crítica, Ana. ‘The Pirate’ es también uno de mis musicales favoritos de la MGM y como bien dices, merece mucho más reconocimiento del que tiene.

Críticas

Slender Man: fenómeno viral y terror adolescente

La película parte de un guion incoherente, que sin poder hacer nada se va consumiendo y destruyéndose a sí mismo echando por tierra una historia que por sí sola podía haber dado una película totalmente distinta y con otro rumbo muy distinto al que finalmente presenta.

Susan Vance

Publicado

Critica Slenderman

El origen de este personaje se sitúa en 2009 cuando un joven llamado Eric Knudsen, usuario del foro Something Awful, y bajo el alias de Victor Surge creó a este personaje ficticio al que llamó Slenderman.

Se describe como un hombre de aproximadamente unos cuatro metros de alto, complexión muy delgada, extremidades largas y ataviado con un traje y corbata. Su rostro no está definido dado que lleva una máscara blanca carente de cualquier facción, únicamente posee tentáculos que salen de su espalda y con los que ataca o secuestra a sus víctimas. Este ser acecha, acosa y perturba, especialmente a los niños/as. Muchos lo definen como un espectro o ente fantasmagórico al cual se le ve casi siempre de noche.

Todo eso comenzó a extenderse como la pólvora por internet desde su creación convirtiéndose así en un distinguido personaje y fenómeno viral usado posteriormente como base de leyendas terroríficas (creepypastas), y más adelante películas.

El 31 de mayo de 2014 en Wisconsin la leyenda toma un giro dramático; dos niñas (Morgan Geyser y Anissa Weier) asestaron 19 puñaladas a otra amiga y compañera de su colegio para honrar a Slenderman. El tribunal acusó a las jóvenes de intento de homicidio intencional en primer grado. La víctima sobrevivió gracias a la ayuda de un ciclista que la encontró. Las acusadas declararon que debían cometer ese acto para satisfacer a Slender Man. A raíz de esta noticia, el creador del personaje se manifestó y lamentó el suceso.

En 2016, HBO lanzó un documental que narraba el caso y profundizaba en la historia con todo lujo de detalles titulado ‘Beware the Slenderman’ dirigido por Irene Taylor Brodsky.

No obstante, no fue el único caso que se produjo ya que en Florida una joven declaró después de prender fuego a su domicilio que era asidua de las páginas y portales donde se presentaba tal fenómeno viral, lo que propició que se ligara directamente con otro caso relacionado con Slenderman. Estábamos ante el nacimiento de un mito de terror en la era digital, bien consolidado y que se había extendido a la velocidad de la luz.

Joey King

 

La película

Slender Man parte de un guion incoherente, que sin poder hacer nada se va consumiendo y destruyéndose a sí mismo echando por tierra una historia que por sí sola podía haber dado una película totalmente distinta y con otro rumbo muy distinto al que finalmente presenta.

Se narra la historia de cuatro jóvenes de una pequeña localidad de Massachusetts que invocan a un ser aterrador que recibe el nombre de Slender Man. Cuenta con los actores Joey King, Javier BotetJulia Goldani Telles, Annalise Basso, Jaz Sinclair, Taylor Richardson y Kayla Caulfield como protagonistas principales.

La película no solo me pareció absurda, sino que parte de un guion incoherente, que sin poder hacer nada se va consumiendo y destruyéndose a sí mismo echando por tierra una historia que por sí sola podía haber dado una película totalmente distinta y con otro rumbo muy distinto al que finalmente presenta.

En algunos momentos vemos falsas similitudes (y digo falsas porque es un quiero y no puedo) de películas de terror adolescentes como Scream (1996) o Sé lo que hicisteis el ultimo verano (1997), junto con una mezcla de las historias surgidas del terror japonés (J-Horror) y algún que otro paralelismo con el cine de Stephen KingLas actuaciones de las protagonistas me parecen forzadas, conllevando a un bucle que da lugar a una película sosa, aburrida y nefasta a nivel argumental: un batiburrillo mal plasmado.

Quizás para el público más joven haya cumpla sus expectativas y se lleven más de un susto. Pero está claro que para los verdaderos amantes del cine de terror las expectativas quedan aniquiladas por completo, reduciéndose al mero hecho de una película que no transcenderá y que parece filmada única y exclusivamente para poder rellenar la taquilla sin haber realizado un mínimo esfuerzo de cara a una trama más compleja o, al menos, coherente.

0.5 / 5 MOVIECRAZY
{{ reviewsOverall }} / 5 Lectores (1 voto)
Dirección
Guión
Actores
Vuestras puntuaciones Entra y puntúa
Ordenar:

Sé el primero en puntuar.

User Avatar User Avatar
Verified
/ 5

Ver todas las puntuaciones
{{ pageNumber+1 }}
Continuar leyendo

Críticas

El guateque (1968): Hrundi V. Bakshi, arma de destrucción masiva

No diga comedia en el cine de los años 60, diga Blake Edwards y Peter Sellers. Y, con permiso de La Pantera Rosa, ‘El guateque’ es probablemente la película más divertida del tándem.

El Gran Leblogski

Publicado

Moviecrazy - El guateque (The Party)

El poder destructivo de Jacques Clouseau no conoce límites, pero Hrundi V. Bakshi no se queda muy lejos. Estrenada en 1968, The Party es, probablemente, la comedia más divertida de los años sesenta. En la única ocasión en la que el tándem Blake Edwards-Peter Sellers no hizo un ménage-à-trois con el felino rosa, crearon una obra inolvidable y desternillante, improvisada y fabulosa.

Ambos eran fanáticos del slapstick y de la pareja formada por Stan Laurel y Oliver Hardy y se nota. No es necesaria una gran historia, ni una gran planificación, ni grandes medios económicos ni, si me apuran, un gran guión para conseguir una película casi perfecta. Ahora bien, no sirve de nada intentarlo en casa; el ingrediente secreto es uno que, por mucho que lo intentemos, difícilmente podremos comprar en ningún sitio: talento, mucho talento.

Podría enumerar docenas de momentos hilarantes, pero no tendría sentido alguno. Este caso es uno de los que proporciona pleno sentido a la frase “escribir de cine es como bailar de escultura“. Hay que verlos y, por favor, en rigurosa versión original. Hrundi no sería Hrundi de otro modo.

Moviecrazy - Steven Franken - The Party

Steven Franken y la diadema de pollo

Mención especial merece el actor Steven Franken. Si Peter Sellers no hubiera estado tan brillante, probablemente el super beodo camarero Levinson sería el personaje más recordado de esta fantástica película.

5 / 5 MOVIECRAZY
{{ reviewsOverall }} / 5 Lectores (0 votos)
Dirección
Guión
Actores
Vuestras puntuaciones Entra y puntúa
Ordenar:

Sé el primero en puntuar.

User Avatar User Avatar
Verified
/ 5

Ver todas las puntuaciones
{{ pageNumber+1 }}
Continuar leyendo

Trending

PÁGINA EN PRUEBAS - 2018 Moviecrazy - Sitio sin ánimo de lucro y libre de publicidad. Todas las imágenes pertenecen a sus respectivos dueños o autores. Privacidad - Cookies