Una más que entretenida película protagonizada por Barbara Stanwyck y George Sanders. Estrenada una semana antes que La ventana indiscreta de Alfred Hitchcock, comparte con ella cierto parecido en la trama.

Ni que decir tiene que Rear Window es muy superior, pero esta es ideal para disfrutar 80 minutos que se pasan volando.

Critica El único testigo

Enviando
¡Puntúalo tú!
9.5/10 (2 votos)